Sitio web dedicado a dar a conocer la vida y la obra de San Pío de Pietrelcina

 El Padre  Pío: un Cristo entre nosotros

Una página de Laureano Benítez Grande-Caballero

     autor de tres libros sobre el Padre Pío:

      El autor se ofrece para dar conferencias de manera  gratuita en cualquier lugar de España

Contactar: laure.grande@hotmail.com

Tf: 671573374

Otras obras el autor en: www.laureanobenitez.com

 

Últimos libros publicados

          

                                 Ver libro                                        Ver libro

 

 

Su vida y sus enseñanzas

 

Pensamientos

 

Algunas cartas

 

 

 

 

Películas y documentales

Imágenes

 

 

LOS GRUPOS DE ORACIÓN DEL 

PADRE PÍO

 

Rogamos a los grupos de oración del Padre Pío extendidos por todo el mundo que visiten esta página que me envíen sus señas (incluyendo dirección de email), con el fin de crear un directorio de grupos que proporcione información a todos aquellos creyentes que deseen integrarse en uno. Muchas gracias.

Podéis enviar los datos de vuestro grupo a:

laure.grande@hotmail.com

1.- CÓMO FORMAR UN GRUPO DE ORACIÓN

 

 

Los grupos de oración del Padre Pío son certificados por el Santuario de Nuestra Señora de las Gracias en San Giovanni Rotondo, donde se encuentra sepultado el Padre Pío; y son guiados espiritualmente por los Hermanos Capuchinos.

La Asociación Internacional de los Grupos de Oración tiene su Centro Espiritual y su Sede en la Fundación "Casa Alivio del Sufrimiento"- Obra del Padre Pío de Pietrelcina- en San Giovanni Rotondo, provincia de Foggia, Italia. La Asociación Internacional de los Grupos de Oración se somete a la vigilancia de la Santa Sede.

Solicitud para formar un grupo, con certificación oficial

- Contactar con un sacerdote, para que sea el director espiritual del grupo.

- Si no hay ningún Grupo de Oración en la Diócesis, presentar los estatutos de los grupos de oración en el obispado, para su aprobación 

descargar estatutos

- La aprobación del Obispo se consignará al final de este documento, debidamente rellenado por el responsable del Grupo (descargar el documento).

descargar impreso para solicitar el alta del nuevo grupo

- El documento se remitirá a la CASA DE ALIVIO DELLA SOFERENZA, en san Giovanni Rotondo, a la dirección que figura en la parte superior, que aprobará la inclusión del Grupo como oficial en su directorio. 

La fundación Siervos del sufrimiento, creada por el sacerdote Pierino Galeone, que estuvo muchos años con el Padre Pío ayuda a la formación de nuevos Grupos de Oración.

Para contactar:

http://siervosdelsufrimiento.blogspot.com.es/p/quienes-somos.html

 

2.- HISTORIA DE LOS GRUPOS DE ORACIÓN DEL PADRE PÍO

http://costumbrario.blogspot.com.es/2009/09/el-padre-pio-los-grupos-de-otacion-y.html

“Yo invito a las almas a orar y esto ciertamente fastidia a Satanás. Siempre recomiendo a los Grupos la vida cristiana, las buenas obras y, especialmente, la obediencia a la Santa Iglesia” (Padre Pío)


Los Grupos de Oración (Gruppi di Preghiera) constituyen una de las grandes obras del Padre Pío, surgida no por un plan preconcebido, sino espontáneamente como derivación de su apostolado. Como se sabe el capuchino estigmatizado exhortaba invariablemente a sus penitentes y visitantes a la oración, la que él mismo practicaba con preferencia y perseverancia. Estaba convencido de que, como asegura san Alfonso María de Ligorio, “el que ora ciertamente se salva; el que no ora se condena”. Sabía que no hay cosa que deteste tanto el demonio como la comunicación y comercio con Dios, que eso es la oración.

Los devotos del Padre Pío se entregaban, pues, a la plegaria, pero pronto sintieron la necesidad de reunirse para orar en común. El primer núcleo de grupos de orantes se formó en torno a la naciente obra de la Casa Sollievo della Sofferenza (Alivio del Sufrimiento), el hospital fundado en 1940 frente al convento de San Giovanni Rotondo con las limosnas recibidas por el santo fraile y que era como la niña de sus ojos, su obra predilecta. Hay que destacar los nombres de Guglielmo Sanguinetti, Mario Sanvico, Carlo Kisvarday, John Telfener, Ida Seitz, Angela Serritelli y Cleonice Morcaldi, que fueron los mayores impulsores del proyecto hospitalario. El Padre Pío, que estaba convencido de que sin la oración ninguna acción apostólica podía prosperar, los animaba, los guiaba y les daba orientaciones para que fueran el apoyo espiritual de aquél.

En plena Guerra Mundial, el 17 de febrero de 1942, había Pío XII hizo un urgente llamado a todos los católicos pidiendo oraciones, el cual renovó una vez acabada la conflagración. A pesar de la paz, la situación del momento era particularmente difícil: una parte de la Humanidad sufría las terribles consecuencias de la locura bélica; el mundo se hallaba dividido en dos bloques hostiles e irreconciliables, la Iglesia había sido reducida al silencio en los países sometidos al comunismo (cuya sombra se cernía amenazante sobre el mundo libre) y sufría una diabólica persecución. El Padre Pío, siempre atento a la voz del Vicario de Cristo, puso los nacientes grupos de oración en sintonía con los deseos e intenciones papales, instando a sus hijos espirituales a orar por la Iglesia, en la Iglesia y con la Iglesia, en comunión con sus pastores y en fidelidad a ellos. Es éste el inequívoco sello de la obediencia seráfica, que movía al capuchino de San Giovanni Rotondo como a su santo fundador, el Poverellode Asís, de quien fue digno émulo.

San Pío de Pietrelcina llamó a los grupos de oración “viveros de fe, hogares de amor”. Fe y amor. Oración y acción. Contemplación y apostolado. Dos elementos esenciales de la vida espiritual que quiso conjugar en ellos su inspirador, el cual quería que sus hijos espirituales fueran intercesores, que prestaran su voz al clamor de las criaturas a su Creador, que vivieran una intensa vida sacramental centrada en la Eucaristía y que dieran de lo que habían recibido. Para el Padre Pío la fe es operativa por la caridad y la oración fecunda en obras; por eso, quiso vincular los grupos de oración a la de la Casa Sollievo della Sofferenza. He aquí el porqué los cenáculos tienen siempre una proyección apostólica inspirada en las obras de misericordia.

El capuchino estigmatizado no solía predicar, pues su palabra se prodigaba en el encuentro personal en el confesionario, en la dirección espiritual y en la atención a los peregrinos. Pero por sus amados grupos de oración accedió a hablar en público en ocasión del décimo aniversario de la inauguración de la Casa Sollievo della Sofferenza. Vale la pena copiar sus palabras, que contienen el espíritu que los informa :

“Mi recuerdo y paternal pensamiento se dirige de manera muy especial a los Grupos de Oración, difundidos por todo el mundo y presentes hoy aquí, en ocasión del primer decenio de la Casa y de su segundo congreso internacional. Alineados con la Casa Sollievo della Sofferenza, son ellos la vanguardia de esta ciudadela de la caridad. Viveros de fe, hogares de amor, en los cuales Cristo mismo se hace presente cada vez que se reúnen para la plegaria y el ágape eucarístico bajo la guía de sus pastores.

Es la plegaria, esta fuerza unida de todas las almas buenas, la que mueve el mundo, la que renueva las conciencias, la que sostiene la Casa, la que consuela a los que sufren, la que cura a los enfermos, la que santifica el trabajo, la que eleva la asistencia sanitaria, la que da la fuerza moral y la cristiana resignación al sufrimiento humano, la que expande la sonrisa y la bendición de Dios sobre toda flaqueza y debilidad”.

La idea de los “Grupos de Oración” la mantuvo el Padre Pío como ayuda al mundo que sufre. Su corazón deseaba mucho más, al fundar los “Grupos de Oración” veía una corriente de oraciones, extendiéndose cada vez más y abrazando a tantos otros corazones,  que lograse aunar a todos los hermanos que sufren, a todo necesitado corporal.

A la muerte del Beato Padre Pío, en 1968 los Grupos eran 726, número que se ha multiplicado y a día de hoy hay cerca de 3500 por todo el mundo, con casi 3 millones de afiliados.

“Llegaré a la puerta del cielo, pero no entraré hasta que todos mis hijos espirituales no hayan entrado” dijo el Padre Pío. Si quieres ser su hijo espiritual, no tienes más que tomar su legado y hacerlo propio. El te estará esperando en las puertas del Cielo cuando llegues allí.

Juan Pablo II un dí­a después de la Beatificación del padre Pío dijo:

"En cuanto a los grupos de oración quiso que fueran faros de luz y de amor en el mundo. Deseaba que muchas almas se le asociaran en la oració: «Orad -decía-, orad al Señor conmigo, porque todo el mundo tiene necesidad de la oración. Y todos los días, cuando vuestro corazón más sienta la soledad de la vida, rogad, rogad junto con el Señor, porque también Dios necesita de nuestra oración». Su intención era crear un ejército de orantes, de personas que fueran "levadura" en el mundo con la fuerza de la oración. Y hoy toda la Iglesia le está agradecida por esta preciosa herencia".

 

3.- CARACTERÍSTICAS DE LOS GRUPOS DE ORACIÓN

http://www.padrepiomexico.org/p/grupos-de-oracion-del-padre-pio.html

Los Grupos se proponen seguir los principios generales de la espiritualidad franciscana del Padre Pío: Plena e incondicional adhesión a la doctrina de la Iglesia Católica, guiada por el Papa y por los Obispos. Obediencia al Papa y a los Obispos, cuyo portavoz, dentro del Grupo, es el Sacerdote Director Espiritual, nombrado por el Obispo.

Oración con la Iglesia, por la Iglesia y en la Iglesia, con la Participación activa en la vida litúrgica y sacramental, vivida como vértice de la íntima comunión con Dios. Reparación a través de la participación de los sufrimientos de Cristo, según las enseñanzas de San Pablo. Caridad activa e laboriosa en el alivio de los que sufren y de los necesitados, como actuación práctica de la caridad hacia Dios.

Los Grupos de Oración están constituidos por fieles que se proponen poner en práctica la invitación de Jesucristo a la oración, confirmada por los Sumos Pontífices; son establecidos en una Iglesia o en un oratorio por el Ordinario del lugar o, por lo menos, por él aprobados, y allí se reúnen periódicamente, bajo la guía del Director Espiritual, para rezar y para invitar a otras personas a la oración, en comunión con la Jerarquía Eclesiástica y de acuerdo con las orientaciones espirituales indicadas por el Padre Pío de Pietrelcina. Los miembros de los Grupos cuidarán con esmero la propia formación espiritual, asistiendo a las reuniones dedicadas a profundizar la doctrina católica y llevarán a cabo el apostolado promoviendo iniciativas particulares de evangelización, en plena adhesión y realización de la acción pastoral de la Iglesia particular y local.

Pueden ser miembros de los Grupos de Oración tanto los laicos como los sacerdotes y los religiosos.

A los Grupos de Oración se encomiendan las siguientes intenciones generales:

-La Iglesia, el Papa, los Obispos, las Vocaciones Eclesiásticas y Religiosas, la santificación del Clero, el fervor de la vida cristiana, la conversión de los pecadores y de los ateos, los enfermos, especialmente los incurables, los ancianos y otras intenciones relativas a las necesidades contingentes de la Iglesia y de la Sociedad.

-Los adherentes a los Grupos se dedicarán a la oración de reparación y, siguiendo la enseñanza del apóstol Pablo, ofrecerán sus sufrimientos participando de la Pasión de Cristo, Redentor del mundo.

-A fin de que las oraciones sean más gratas a Dios, los miembros de los Grupos de Oración efectuarán obras de penitencia y de reparación y tratarán de ser un ejemplo en la aceptación de los sufrimientos y de los sacrificios inherentes al propio estado y a la práctica sincera de la vida cristiana. En particular se dedicarán a las obras de caridad, especialmente con los enfermos, los ancianos y los segregados.

De todo esto se deducen los cinco principios que presiden el establecimiento y funcionamiento de los grupos de oración:

1.- Plena e incondicional adhesión a la doctrina de la Iglesia Católica, guiada por el Papa y por los Obispos.

2.- Obediencia al Papa y a los Obispos, cuyo portavoz, dentro del Grupo, es el Sacerdote Director Espiritual, nombrado por el Obispo.

3.- Oración con la Iglesia, por la Iglesia y en la Iglesia, con la participación activa en la vida litúrgica y sacramental, vivida como vértice de la íntima comunión con Dios.

4.- Reparación a través de la participación de los sufrimientos de Cristo, según las enseñanzas de San Pablo.

5.- Caridad activa e laboriosa en el alivio de los que sufren y de los necesitados, como actuación práctica de la caridad hacia Dios.

 

4.- ALGUNOS GRUPOS DE ORACIÓN EXISTENTES EN EL MUNDO

 

ü     CHILE

--https://www.facebook.com/Grupo.Oracion.PadrePio.Chile

--https://rccpadrepio.wordpress.com/

ü     ARGENTINA

--https://www.facebook.com/pages/Grupo-de-Oraci%C3%B3n

-del-Padre-P%C3%Ado-de-Pietrelcina-Buenos Aires/

520092578027982

--http://grupodeoracionpadrepio.es.tl/

--http://grupopadrepio.galeon.com/

ü     MÉXICO

http://www.padrepiomexico.org/p/grupos-de-oracion.html

ü     PUERTO RICO

http://ermitadeespinar.blogspot.com.es/p/ministros-de-la-eucaristia.html

ü     COSTA RICA

https://www.facebook.com/gosppcr  

COLOMBIA

Grupo Ntra. Sra. del Rosario, Zapatoca. Clara  Victoria serrano Gómez

ü     ESPAÑA

--Barakaldo: 

http://www.parroquiasantateresa.net/joomla/index.php/noticiasparro/

307-nuevo-grupo-de-oracion-deel-padre-pio-en-nuestra-parroquia  

-- Bermeo: Parroquia de Santa María

--Bilbao: Parroquia del Carmen de Indautxu

--Móstoles:

  • Parroquia del Divino Pastor

  • Parroquia de María de la Alegría  

--Madrid (centro): Capuchinos de Jesús de Medinaceli

--Pozuelo de Alarcón: Parroquia Nuestra Señora de Caná.  

--Valladolid: contactar con Benedicta (657825625)

--Jaén: Grupo del Convento de las Bernardas. (Demetria Martínez Alcaina, 637552547) .

-- Linares (contactar con Miguel Salas Mendoza, 610607328)

--Borriana (Castellón) Contactar con Yolanda (659196293)

--Cuenca: Pilar Gutiérrez (620278085)

--Benidorm

--Barcelona

--Granada: Vegas del Genil, Parroquia de Nuestra Señora de los Remedios de la Barriada de Ambroz.  

-- Vigo: Conchi (629006260), Parroquia de María Madre del Buen Pastor (capuchinos)

--Palma de Mallorca: Iglesia de los Capuchinos.

 

-- Valencia: contactar con Antonio Sierra, 699795683

-- Alicante: Karol Benedict (674942307)

Grupo de Oración Padre Pío "Hermanitos de los Pobres" 
Calle 9 octubre número 17 
Hondon de las nieves 03688 Alicante

-- Valenzuela (Córdoba): Lucía (663441171)

-- Sevilla: Paco Baena (639689793). Se reúnen en el Convento de las Clarisas de Sevilla.

-- Ronda (Málaga)

 

  Otros grupos: https://www.facebook.com/pages/Grupos-De-Oracion-Del-Padre-Pio-GOSPP-Coronado/1556663457883075?fref=ts